Connect with us

España

¿Es posible que Pedro Sánchez no supiera que Pere Aragonès estaba siendo espiado?

Published

on

¿es-posible-que-pedro-sanchez-no-supiera-que-pere-aragones-estaba-siendo-espiado?
El secretario de Estado de Relaciones con las Cortes, Rafael Simancas, guía a la Comisión de Secretos Oficiales del Congreso a la directora del CNI, Paz Ortga, el pasado jueves,
El secretario de Estado de Relaciones con las Cortes, Rafael Simancas, guía a la Comisión de Secretos Oficiales del Congreso a la directora del CNI, Paz Ortga, el pasado jueves,Jaime Villanueva (EL PAÍS)

“El Gobierno no tenía ningún conocimiento”. Lo aseguraron fuentes de La Moncloa el pasado jueves, cuando trascendió que la directora general del Centro Nacional de Inteligencia (CNI), Paz Esteban, había confirmado en la comisión de secretos oficiales del Congreso el espionaje, con autorización judicial, al presidente catalán, Pere Aragonès, y otras 17 personas vinculadas al movimiento independentista. “Ni el presidente ni el Gobierno saben ni quieren saber a quién ha espiado el CNI”, añadieron estas fuentes.

¿Es posible que Pedro Sánchez no estuviera informado de que el líder de ERC, uno de sus socios en el Congreso, estaba en el objetivo de los espías españoles? “No me lo creo”, responde contundente un exdirector del CNI. “Es probable que no lo supiera”, discrepa otro. “Depende”, zanja un tercero. Solo hay tres exdirectores en la historia del centro.

El CNI”, explica el segundo de los consultados, “eleva al Gobierno los informes que elaboran sus analistas y estos se nutren de orígenes diversos: fuentes abiertas o propias, humanas o tecnológicas”. “El CNI no revela sus fuentes, como tampoco lo hacéis los periodistas. Lo que hace es puntuar el grado de fiabilidad de cada una. Otra cosa es que, si en un informe se citaba a Pere Aragonès, lo que parece lógico ya que estaba siendo escuchado, alguien se preguntara de dónde salía el dato”, prosigue.

Esa es la norma general: no informar al Gobierno, a priori, de a quién se espía. Pero, cuando aparece un político en el punto de mira, la cosa cambia. “Yo me lo habría pensado más de dos veces antes de pedir la intervención del teléfono de un cargo público”, reconoce uno de los exdirectores. “Y en caso de hacerlo”, añade, “lo habría puesto en conocimiento del Gobierno”. Otro antiguo responsable del CNI señala que eso depende de cómo sea la relación de confianza del jefe del centro con el presidente del Ejecutivo: “No vas a ir corriendo, pero probablemente lo comentes en el próximo despacho con él”.

Salvo que, como puntualizaron las fuentes de La Moncloa esta semana, ni el presidente ni el Gobierno “quieran saber” a quién espía el CNI. Con esa frase —”Ni sabemos ni queremos saber”— trasladaban a la directora del servicio secreto la carga de asumir en soledad toda la responsabilidad de sus decisiones. No solo que sean legales, sino que resulten adecuadas y proporcionadas a sus consecuencias políticas.

Lo único que reconocen fuentes próximas al servicio secreto es que, una vez salió a la luz pública el pasado 18 de abril el informe de Citizen Lab —el grupo de expertos en ciberseguridad de la universidad de Toronto (Canadá) según el cual los móviles de 63 personas vinculadas al movimiento independentista fueron infectados con el programa Pegasus—, la directora del CNI elevó información exhaustiva al Gobierno sobre la actuación del centro.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.

Suscríbete

El servicio secreto no es un verso libre, sino una prolongación de los ojos y oídos del Gobierno. Su función es suministrarle “informaciones, análisis, estudios o propuestas que permitan prevenir y evitar cualquier peligro, amenaza o agresión contra la independencia o integridad territorial de España, los intereses nacionales y la estabilidad del Estado de derecho y sus instituciones”, según su ley reguladora, de mayo de 2002.

No se trata solo de que sus actividades sean legales, sino que deben ceñirse a los objetivos que le marca el Gobierno. “El CNI no puede investigar lo que le viene en gana. Debe dedicarse a lo que se le manda. Si en el curso de una investigación encuentra algo que no es de su competencia, se lo traslada al órgano al que corresponda”, señala un exdirector.

Directiva de Inteligencia de 2019

Las órdenes del Gobierno al CNI figuran en un documento secreto llamado Directiva de Inteligencia. La aprueba el presidente del Ejecutivo, a propuesta de la Comisión Delegada para Asuntos de Inteligencia, uno de las cinco comisiones interministeriales.

La composición de la misma ha sufrido una tortuosa peripecia jurídica. El Gobierno la cambió en febrero de 2020 para incluir al entonces vicepresidente Pablo Iglesias. Como la lista de miembros venía fijada en la propia ley del CNI, no parecía que un simple decreto pudiese cambiarla. Así que, un mes después, el Gobierno incluyó la reforma en una disposición del decreto ley que declaraba el estado de alarma. El escándalo fue mayúsculo. Se acusó a Sánchez de aprovechar la pandemia para poner al líder de Podemos a los mandos del servicio secreto. Vox recurrió al Constitucional y, en mayo de 2021, este declaró inconstitucional la disposición, alegando que no se daban las razones de urgente necesidad que justifican hacer un cambio de ese tipo por decreto ley. Finalmente, en julio de 2021, tras remodelarse el Gobierno, un nuevo decreto puso al frente de la comisión a la vicepresidenta primera, Nadia Calviño, e incorporó a la segunda, Yolanda Díaz. Vox no recurrió.

Lo cierto es que la Comisión de Asuntos de Inteligencia nunca se reunió mientras Iglesias formaba parte de la misma, y la directiva actualmente en vigor, aunque debería aprobarse una nueva cada año, data de marzo de 2019, antes de que se constituyera el Gobierno de coalición PSOE-Unidas Podemos. En esa época, los líderes del procés estaban siendo juzgados en el Supremo y el presidente de la Generalitat catalana era Quim Torra.

En esa directiva se ordenaba al CNI evitar un nuevo desafío como el que, en octubre de 2017, condujo al referéndum ilegal de autodeterminación y la declaración de independencia del Parlament. Paz Esteban puede alegar por tanto, según fuentes del centro, que ha seguido las instrucciones recibidas del Gobierno y que lo ha hecho cumpliendo la ley. Pero eso no garantiza que vaya a seguir en el cargo.

La directora del servicio secreto es “el eslabón más débil”, en palabras de uno de sus antecesores, si el Gobierno quiere satisfacer a sus socios parlamentarios y asumir responsabilidades políticas por el caso Pegasus. Legalmente es un miembro del Gobierno, pues tiene categoría de secretaria de Estado. En la práctica, es una funcionaria del servicio secreto próxima a la jubilación y sin relevancia política. Si fuera cesada o dimitiera, seguiría probablemente en el CNI como asesora de la dirección.

No obstante, el relevo tiene contraindicaciones: se daría el mensaje de que el centro ha actuado mal, sin que nadie haya explicado cuál ha sido su fallo. Aunque desde La Moncloa se atribuyó al Centro Criotológico Nacional, dependiente del CNI, la responsabilidad de que el móvil del presidente hubiera sido infectado con Pegasus, luego dio marcha atrás y se admitió que la responsabilidad era “compartida”. Además, el hecho de que Esteban sea una agente del CNI, con 39 años de carrera, hace que los espías españoles la vean como a uno de los suyos y su cese no se reciba igual que si se tratara de alguien ajeno a la casa.

ERC también ha pedido que se desclasifique la documentación sobre el espionaje a Pere Aragonès y esto abre otro frente: someter a escrutinio público la labor de los dos magistrados del Supremo (titular y suplente) que autorizan las escuchas del servicio secreto. No solo se debatiría cuándo se autorizaron las escuchas (si fue, por ejemplo, en octubre de 2019, en plenos disturbios por la sentencia del procés; o en enero de 2020, mientras se negociaba la investidura de Sánchez), sino si estaban suficientemente argumentadas y controladas como exige la ley.

Continue Reading
Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

España

Juan Carlos I ultima su primera visita a España en dos años

Published

on

juan-carlos-i-ultima-su-primera-visita-a-espana-en-dos-anos

El rey Juan Carlos ultima su vuelta a España después de que este sábado hablara telefónicamente con Felipe VI en Abu Dabi, adonde este último se había desplazado para trasladar sus condolencias por la muerte del anterior jefe de Estado de los Emiratos Árabes, el jeque Jalifa Bin Zayed al Nahyan. La conversación telefónica, antes de que Felipe VI regresara a España, y en la que ambos quedaron en verse en Madrid, ha favorecido la posibilidad de que la vuelta del rey emérito, que reside en Abu Dabi desde agosto de 2020 como huésped del jeque fallecido, esté más cercana.

Así, este lunes, el periodista Fernando Ónega ha avanzado en Onda Cero que don Juan Carlos estará en Sanxenxo (Pontevedra) este fin de semana, concretamente el 21 de mayo. Previamente a su viaje a Sanxenxo “será recibido en Zarzuela, verá a su familia y aceptará las condiciones”, ha dicho. La Casa Real no ha confirmado a Efe si el regreso del emérito tendrá lugar en esa fecha, a la espera de que sea el propio Juan Carlos I quien lo comunique. Tampoco han ratificado los detalles en círculos cercanos al Monarca.

De ser este fin de semana, la vuelta del rey emérito coincidirá con la celebración de regatas en Sanxenxo, donde participa el barco con el que ha competido hasta que se instaló en Abu Dabi. Estas regatas son previas al campeonato mundial que se celebrará a mediados del mes de junio.

Entre las incógnitas a desvelar por Casa Real está la de dónde se va a hospedar el emérito cuando esté en Madrid: si finalmente lo hará en La Zarzuela, residencia del jefe de Estado, y si mantendrá allí un encuentro con su hijo. Don Juan Carlos se trasladó a Abu Dabi hace casi dos años tras desvelarse que supuestamente había cobrado comisiones por la obra del AVE a La Meca.

El pasado 2 de marzo, la Fiscalía Anticorrupción archivó las tres diligencias de investigación que tenía abiertas: por el presunto cobro de 65 millones de euros en comisiones de las obras del tren de alta velocidad Medina-La Meca, por unas supuestas donaciones no declaradas y por la fortuna del emérito en paraísos fiscales. Unos días después, el rey Juan Carlos comunicó a su hijo su deseo de “considerar” su regreso a España, “aunque no de forma inmediata”.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.

Suscríbete

La conversación telefónica del domingo entre Felipe VI y don Juan Carlos se produce un mes después de que las infantas Elena y Cristina acudieran a los Emiratos Árabes Unidos para ver a su padre. La visita se plasmó en una foto en la que el emérito con las infantas y sus hijos (salvo Felipe Juan Froilán) posaron en Abu Dabi.

Continue Reading

España

Vídeo: el angustioso rescate de una mujer que cayó de noche a un aljibe en un portal en Alicante

Published

on

video:-el-angustioso-rescate-de-una-mujer-que-cayo-de-noche-a-un-aljibe-en-un-portal-en-alicante

Una mujer fue rescatada este sábado al límite de sus fuerzas de un aljibe sito en un cuartucho dentro de un bloque de viviendas de Alicante, al que había entrado buscando un lugar a resguardo para pasar la noche, según ha contado la Guardia Civil. Las imágenes distribuidas por el instituto armado muestran cómo los agentes sacan de la cisterna a la mujer, de 46 años, “ya sin fuerzas para mantenerse a flote” y con “síntomas de hipotermia”. El salvamento fue posible gracias a que un vecino escuchó los gritos de socorro, se asomó al pequeño cuarto sito bajo el hueco de la escalera del portal en el que estaba el pozo, cuya tapa había cedido cuando la mujer se tumbó a descansar sobre ella. Los guardias de una patrulla que pasaba por allí se encargaron del rescate. La mujer fue trasladada al hospital de San Juan de Alicante, donde al cabo le dieron el alta una vez que se recuperó de la hipotermia que le causó la baja temperatura del agua.

El fotograma muestra el momento en el que la Guardia Civil saca a la mujer del aljibe dentro del cuartucho.
El fotograma muestra el momento en el que la Guardia Civil saca a la mujer del aljibe dentro del cuartucho.

El salvamento comenzó a las 21.45 del sábado, cuando un vecino alertó a una patrulla de la Guardia Civil de que había escuchado gritos en el portal. Los alaridos venían de un habitáculo debajo de la escalera comunitaria. “Tras unas puertas de madera, en el suelo, había una apertura cuadrangular de algo menos de un metro cuadrado que daba acceso a un aljibe lleno de agua”, describe el instituto armado en una nota, donde explica cómo estaba la mujer: “Sumergida, encontraron a una mujer tan exhausta que ya no lograba mantenerse a flote. Los agentes actuaron con rapidez para extraerla del interior del aljibe y abrigarla”.

Lo que les contó ella es que buscaba un lugar para pasar la noche, y que halló el cuartucho, donde entró y se tumbó. Allí, “probablemente debido a su propio peso, la tapa del aljibe cedió”, por lo que cayó al agua. Intentó salir por sus propios medios, hasta que, “nerviosa, exhausta y angustiada, comenzó a gritar pidiendo ayuda”. El habitáculo, de cuya seguridad es responsable la comunidad de vecinos, ha sido clausurado.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.

Suscríbete

Continue Reading

España

El PSOE contempla tomar iniciativas judiciales y parlamentarias tras los audios de Cospedal y Villarejo

Published

on

el-psoe-contempla-tomar-iniciativas-judiciales-y-parlamentarias-tras-los-audios-de-cospedal-y-villarejo

El PSOE contempla tomar iniciativas judiciales y parlamentarias a raíz de la publicación de las conversaciones inéditas entre el comisario José Manuel Villarejo y María Dolores de Cospedal, secretaria general del PP entre 2008 y 2018, que revelan sus maniobras para intentar tapar el escándalo de la caja b que manejaba el extesorero del PP Luis Bárcenas. La dirección del principal partido del Gobierno estudia sus próximos pasos en los tribunales, donde ya está finalizada la instrucción del caso Kitchen, para intentar que el juez la reabra, impute a Cospedal e incorpore a la investigación los audios revelados por EL PAÍS. Las fuentes socialistas consultadas también manejan la posibilidad de impulsar la creación de una nueva comisión parlamentaria de investigación, similar a la de Kitchen, que se cerró el pasado diciembre.

“El PSOE siempre va a promover cualquier tipo de iniciativa que sirva para esclarecer los casos de corrupción. En este caso, para que sepamos cómo el PP utilizó las instituciones para corromperlas y para tapar sus casos de corrupción. Que no quepa duda de que vamos a hacer todos los esfuerzos necesarios”, ha aseverado este lunes el portavoz de la dirección del partido, Felipe Sicilia. Entre los escenarios sobre la mesa está una nueva comisión de investigación en el Congreso. “El PSOE fue uno de los promotores de la de Kitchen y no tendrá ningún problema en seguir poniendo en marcha iniciativas que esclarezcan cómo el PP estuvo beneficiándose de lo público tratando de tapar sus corruptelas”, ha asegurado Sicilia, que fue precisamente el portavoz socialista en la citada comisión.

La Sala de lo Penal de la Audiencia Nacional resolvió a finales de abril la desimputación de Dolores de Cospedal en el caso Kitchen, al entender que no existían suficientes indicios sobre la implicación de la exsecretaria general del PP en la trama. Antes, en febrero, el pleno del Congreso ratificó el dictamen de la comisión de investigación, según el cual el expresidente Mariano Rajoy y su número dos en el PP y exministra de Defensa, Dolores de Cospedal, fueron los máximos responsables “políticos” de Kitchen, la operación parapolicial e ilegal de espionaje a Bárcenas durante la etapa de Jorge Fernández Díaz como ministro del Interior.

Elías Bendodo, número tres del PP, se ha limitado a remarcar que lo que ahora se oye tratar a Cospedal y Villarejo son cosas “del pasado”, sin relación con el nuevo equipo de Alberto Núñez Feijóo. “Llevo un mes como coordinador general del partido y este es un tema recurrente y muy antiguo. Nosotros estamos mirando el futuro de otra manera”, ha afirmado en Antena 3. Bendodo considera que no es casual que los audios se conozcan a dos semanas de la campaña de las elecciones andaluzas: “Muy oportuno, ¿no? En Andalucía de corrupción sí hemos escuchado durante décadas a muchísimos medios de comunicación hablar. En esta tierra amanecíamos todos los días con una noticia vinculada a la corrupción socialista: los ERE, los cursos de formación…”, ha añadido.

La ministra de Iguladad, Irene Montero, en la Cadena Ser

La ministra de Igualdad, Irene Montero (Unidas Podemos), ha considerado de una “gravedad absoluta” la charla telefónica de 2013 en la que el policía y la política expresan su temor a la “libretita” de Bárcenas, los documentos que acreditaban la existencia de la contabilidad en negro en la formación conservadora, y su interés por quitarla de la circulación. Montero ha recordado que la corrupción del PP fue uno de los “elementos centrales” de la moción de censura que acabó desalojando al Gobierno de Mariano Rajoy de La Moncloa en 2018. “No es una cuestión del pasado”, ha advertido, aludiendo también al “escándalo” de los contratos de compra de mascarillas durante la primera ola de la pandemia, tanto en el Ayuntamiento de Madrid como en el Gobierno autonómico. “Lo que implican los gobiernos de la derecha con la extrema derecha es, por una parte, la involución democrática, el recorte en derechos y libertades, y por otra, usar el dinero de todos (…) para dárselo a sus amigos en lugar de para mejorar la vida de la gente”, ha afirmado.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.

Suscríbete

Izquierda Unida ha publicado un tuit en el que acusa a Cospedal de mentir y advierte: “Mentir en un juicio también es delito”. IU recuerda que el año pasado la exdirigente del PP y ministra de Defensa declaró ante el juez que se había reunido con Bárcenas pero que “nunca dio ninguna instrucción encaminada a sustraer información sensible contra el partido a Bárcenas”.

Mentir en un juicio también es delito.

El año pasado Cospedal declaró ante el juez que se había reunido con Bárcenas pero que “nunca dio ninguna instrucción encaminada a sustraer información sensible contra el partido a Bárcenas”. https://t.co/ftTavC2NYp

— Izquierda Unida🔻 (@IzquierdaUnida) May 16, 2022

Por su parte, la portavoz socialista en el Senado, Eva Granados, ha subrayado que las grabaciones reveladas por EL PAÍS ponen de manifiesto que el nuevo líder del PP, Alberto Núñez Feijóo, “no está haciendo nada” contra la corrupción en el partido y que eso evidencia la “falta de alternativa” al Gobierno de Pedro Sánchez. El miércoles pasado, durante la sesión de control en el Congreso, el jefe del Ejecutivo dijo que la moción de censura que desalojó a Rajoy de La Moncloa tuvo como consecuencia que “ahora los mangantes ya no están en el Gobierno”. En la retahíla de asuntos que citó estaban la condena por corrupción al PP, la destrucción a martillazos de los ordenadores de Luis Bárcenas y la creación de una “estructura parapolicial” para eliminar las pruebas que incriminaban al partido en el poder, el caso Kitchen.

En plena precampaña electoral en Andalucía, el también socialista Rafael Simancas ha señalado al presidente y candidato del PP a la Junta, Juan Manuel Moreno, como uno de los dirigentes populares presuntamente relacionados con las conversaciones. “Que a nadie se le olvide que en 2013 Juanma Moreno era secretario de Estado, y compartía Gobierno y partido con Rajoy, Cospedal, Fernández Díaz, Bárcenas y toda la banda Kitchen…”, ha tuiteado.

El exlíder de Podemos, Pablo Iglesias, se ha pronunciado sobre los audios en una entrevista en RAC1. “[La conversación] revela bastante bien una de las claves de eso que contradice lo que el otro día [el ministro de la presidencia] Bolaños repetía sin parar desde La Moncloa: ‘España es una democracia plena, España es una democracia plena, España es una democracia plena’. Tantas veces lo decía que parece que en realidad eso de que somos una ‘democracia plena’ no está tan claro. Y basta escuchar esa conversación y ver los nombres que aparecen para señalar claramente cuáles son parte de los déficits de nuestro sistema político, policial, estatal y mediático”, ha dicho Iglesias.

En la conversación de Cospedal y Villarejo no solo aparecen las clicas policiales y políticas; también la mediática 👇🏻 pic.twitter.com/5XmqEc2ef7

— Pablo Iglesias 🔻 (@PabloIglesias) May 16, 2022

Continue Reading
Advertisement

Tendencias

Copyright © 2022

A %d blogueros les gusta esto: