Connect with us

España

La última sacudida del coronavirus a los centros de salud: «Estamos bajo cero y este verano será peor que el pasado»

«Empezó como un pequeño repunte que cada vez iba a más y ahora estamos en unos niveles que empiezan a preocuparnos». Cuando parecía que las aguas habían vuelto a su cauce, el coronavirus todavía no había dicho su última palabra. La avalancha de casos que se vienen detectando desde hace unas semanas no ha tenido un fuerte impacto en la ocupación de los hospitales al afectar a los colectivos más jóvenes que todavía no han sido inmunizados, pero la presión asistencial sigue recayendo en la Atención Primaria. Las PCR, el rastreo de cada vez más contactos y el seguimiento de los positivos vuelven a colapsar las agendas de los profesionales de la medicina familiar en plenas vacaciones de verano, con menos personal y en medio de una campaña de vacunación que alcanza registros récord de dosis inoculadas cada semana. Es la radiografía que hace el portavoz del Foro de Médicos de Atención Primaria de la Comunidad Valenciana, José Manuel Peris, sobre la situación que se vive en los centros de salud de la región. De nuevo, la tormenta perfecta que redobla la carga sobre las consultas y el «agotamiento» de los profesionales a las puertas de las «ansiadas» vacaciones, «necesarias tras quince meses bastante complicados». «No se están cumpliendo la medidas con el rigor que se debería. Pensamos que habría que seguir llevando las mascarillas, porque sino da la falsa sensación de que esto se ha acabado», apunta Peris. A la «sobrecarga» por la cascada de brotes que han disparado la incidencia en la Comunidad Valenciana hasta rozar el riesgo alto de transmisión tras tres meses con los mejores datos de Europa, se suma la falta de personal para atender al resto de pacientes. «Queda mucho trabajo por recuperar de enfermos patológicos, polimedicados, que han quedado en un segundo plano por la pandemia», lamenta. Desde la entidad que aglutina a distintas asociaciones y sindicatos del sector advierten de que el porcentaje de sustituciones es «bajísimo» y se sitúa «en torno al 15 o 20% de media». Con estos datos, «va a ser muy complicado» sacar adelante un verano que se prevé intenso. «Estamos bajo cero. El año pasado fue malo y este lo intuímos bastante peor», asevera José Manuel Peris. ¿Qué ha ocurrido entonces con las contrataciones anunciadas por la Generalitat? La Conselleria de Sanidad no renovó a 3.300 sanitarios contratados como refuerzo por la pandemia a principios de junio con la promesa de incorporar al sistema público a otros 6.500 para apuntalar la atención durante el periodo estival. «Se pegó un gran tijeretazo en el número de profesionales cuando era evidente que necesitábamos que esos contratos se prorrogaran hasta diciembre. Muchos de los refuerzos covid que se quedaron -los otros seis mil a los que sí se renovó- están en los centros de vacunación o en las localidades de costa donde va a haber un aumento de la población», explica el portavoz del foro. Sin embargo, la propia consellera de Sanidad, Ana Barceló, reconocía esta semana que, pese a haber presupuestado 65 millones de euros para el refuerzo y el plan de vacaciones, va a ser difícil porque «no tenemos médicos y tenemos muchas dificultades para las sustituciones», así como para encontrar «algunos perfiles». Un problema que se está dando, según Barceló, «en todas las comunidades autónomas porque está agotada la bolsa». «Estamos deseosos de que en el momento de que un médico o un facultativo esté a disposición poder incorporarlo inmediatamente», añadía la responsable del departamento. No obstante, Peris confronta esta versión sobre la carencia de facultativos en las consultas: «No tenemos médicos porque se van a otras comunidades adyacentes que les han ofrecido a los compañeros que han terminado contratos de dos años. Aquí se les ofrecen contratos basura cobrando menos de lo que deberían, por eso prefieren incluso marcharse a otros países, donde hay ofertas extraordinarias». Por tanto, sentencia, «0 se dan buenas condiciones o la gente se va». «Es un problema estratégico que llevamos arrastrando años».Fuente : ABC Diario

Continue Reading
Advertisement
Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Idiomas
//poosoahe.com/4/4068622
A %d blogueros les gusta esto: