Connect with us

Sociedad

¿Por qué hay más sexo al principio de la relación? Skokka te lo explica

¿Por qué hay más sexo al principio de la relación? Skokka te lo explica

Empezar una relación suele ser fácil si se tiene en cuenta que hay un deseo mutuo de estar juntos en todo momento. Es una voluntad que a veces es interminable y parece que no va a cambiar nunca, aunque se sepa que no es así y las cosas acaben enfriándose con el tiempo, ya sea por la experiencia personal o por saber que hay estudios específicos que lo respaldan. Dado que el amor y el sexo mueven los límites y superan las barreras en la vida de una persona, hay cosas importantes que hay que tener en cuenta al principio de cualquier relación.

Conocer a alguien es siempre una mezcla de sentimientos, no esa maldita erección que hace que todo parezca demasiado fácil en la cama. Recién conocidos, o tal vez enamorados que por fin estan juntos, lo que importa es pasar todos y cada uno de los momentos juntos teniendo sexo entre cariños, atentos, salvajes y llenos de novedades, sabiendo lo que el otro puede dar de más especial. En Skokka también puedes descubrir cómo condimentar el comienzo de tu relación contactando a una de las escorts de Puerto Madryn. Esos días de pasión ciega, de flores y rosas, de vinos y buenas cenas o, quién sabe, de días de ayuno alimentados sólo por el deseo loco de estar con ese cierto alguien que pone a prueba el corazón de otro. El estómago está ansioso e inquieto, las mariposas del vientre realmente quieren ser libres y se llenan de ganas de estrujar a la nueva pareja como hacía aquella niña de aquel dibujo animado con sus mascotas.

 

 

Como se ha dicho anteriormente, los amantes se ciegan, pierden de vista elementos esenciales sobre el carácter y la personalidad de la persona que deciden poner en sus vidas. Entonces, como es sabido, las mujeres se rinden mucho más al principio y acaban cediendo ante situaciones que no quieren y que muchas veces no esperan. Pero a estas alturas de la “ceguera” nada parece preocupante y acaban aguantando ya que la química está totalmente descontrolada.

Es normal tener demasiada ilusión en todos los inicios de una relación, más aún si se trata de una pasión desbordante y la química que se pone en juego supera muchas de las expectativas que se hayan podido crear.

Pero entonces, ¿cuál es la relación de los enamorados con el inicio de las relaciones?

Ya se sabe que hay atracción, nerviosismo, excitación continua, necesidad constante de besar y abrazar y deseo, mucho deseo. El apetito sexual es insaciable y casi siempre incontrolable (¿quién no ha ido nunca a una fiesta con kines independientes de Lima y se ha escapado para charlar un poco con la persona que le llama la atención?) La mente incluso parece perturbada y aparentemente no hay muchos problemas entre uno y otro.

Por otro lado, fisiológicamente hablando, al estar con alguien que satisface nuestras necesidades, ya sea por motivación, comprensión y apoyo, o porque el sexo es lo mejor de la galaxia, o porque en la piel rueda algo diferente, el organismo pide cada vez más experimentar esa sensación de estimulación que se está generando en los encuentros o conversaciones.

No hace falta entrar en detalles de estudios ni tratar de profundizar para entender que todo comienzo de cualquier cosa en la vida trae consigo euforia y muchas ganas de conocer lo nuevo. Y cuando se refiere a alguien que empieza a formar parte de la vida de otra persona, si esas relaciones son gratificantes y dan una sensación de placer, el organismo de alguien que se siente feliz y realizado volverá a pedir experimentar esa sensación de satisfacción que genera. Incluso parece que hay un sistema de recompensa y la lógica de esto, si es que hay una lógica para que una persona esté ciega y se entregue tan locamente a alguien, es que durante el acto sexual la excitación produce más hormonas que son las mismas que cuando se hace deporte y cuando se comen chocolates. Éstas se liberan y dan una sensación de satisfacción y relajación.

En las conversaciones boca a boca entre amigos es normal que haya comentarios sobre los logros sexuales cuando algo es nuevo, como cuando se tiene sexo por primera vez con una de las bellas escorts en Cuernavaca. Las nuevas relaciones o affaires estimulan la rutina entre ambos y acaban siendo el centro de atención en la vida de quienes se adentran en esta novedad. Entre tantos comentarios eufóricos sobre esta novedad, siempre queda claro que a más sexo, más sexo, ¡en ese orden o como se prefiera! Los que ya han sentido este deseo saben que al principio de todo la pareja en cuestión no tiene una rutina juntos, siguen con el deseo de sorprender y no caer en lo mismo favorece que el sexo se siga estimulando y sea algo primordial en casi todos los encuentros.

Durante al menos unos meses no hay tiempo para el amor. Por otro lado, se empieza a crear una confianza y un vínculo que demuestra afecto y sentimientos. Aquí comienza esa sensación de calidez y amor responsable. Comienza la base del amor por la convivencia que podrá prolongar esta relación.

En este momento entra en escena el intento de no caer en la rutina y seguir aderezando el romance. Más importante aún que conocer la razón por la que tenemos más sexo al principio de una relación, es saber cómo mantener en lo posible esta conexión y ambiente picante durante mucho más que unos meses. Y mantener una rutina saludable como al principio de una relación es esencial.

¡Siempre vale la pena la insinuación de seguir tratando de mantener esas ganas, tratando de ser creativo y no dejar que la rutina mate las ganas y transforme todo de la misma manera!

 

Idiomas
//oackoubs.com/4/4068622
A %d blogueros les gusta esto: