Connect with us

Interés General

Los treinta

Todavía existen esos días en que se confunden las interpretaciones y la verdad, jornadas compuestas por momentos amontonados uno sobre otros, con situaciones que extrañamente alteran el tiempo y permiten que veamos  nuestro alrededor como si fuéramos espectadores de lo que pasa. Una milésima parte del segundo, una mueca invisible que lo altera todo dejándonos frente a lo que ocurre sin que nadie nos pueda ver.
A veces sentimos  que solo somos algo más sobre la tierra, tan útil como cualquier mesa, un estorbo momentáneo que corre peligro de nunca poder cambiar, un monoambiente chico sin cocina aparte.

Te sentís más inteligente, el teorema de Tales es relativamente fácil y necesitas leer un libro cada tanto para nutrir tu intelecto, pero sigues siendo ingenuo, eres generoso en tus deseos y codicias la ternura de la niñez.
Dejaron de preocuparnos los sábados por la noche, nos adaptamos a los sumisos por compromiso u interés, nos salimos del género musical de cabecera y ciertas cosas nos demandan un tiempo más. Hay asuntos que no se podrán solucionar mañana, antesalas obligatorias y horarios desconcertantes que jamás entenderemos porque existen.

Los días son más largos, hacemos cola para pagar impuestos pero ignoramos el suceso con auriculares para no asumir que algunos momentos ya llegaron: estamos hace veinte minutos esperando para pagar los impuestos, nos quedan siete cosas por hacer y ya son las siete. Una de las tantas situaciones que observábamos como futuro lejano ya está aquí.

Cada cosa que postergamos se transforma en un reproche, y mañana al levantarnos tendremos una nueva frustración para la vitrina de la sala; esa inmensa sala que suele estar repleta de nadie.
Nos va deteriorando el correr de los días mientras buscamos la esperanza en los aciertos, hoy Volver al Futuro nos hace viajar por toda nuestra vida, siendo que cuando la conocimos no era más que ciencia ficción. Existen canciones de películas que condicionaran nuestras emociones por siempre. De este modo se va forjando el ser, de alegrías y algunas tristezas, de tristes alegrías, de momentos felices, de felicidad pasajera. Quizás no somos, pero sentimos pasionalmente de la misma forma que ayer, solo que hoy ya tenemos treinta.

 

Continue Reading
Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Lo destacado

Idioma »