Connect with us

Política

Tres detenidos por el crimen del empresario de Bernal: cayeron por las huellas de los zapatos y dos son empleados municipales

Después de una serie de allanamientos simultáneos, un hombre identificado como Víctor Omar Alegre alias “Serrucho” y los hermanos Ricardo Alberto y Carlos Leonardo Azario fueron detenidos en las últimas horas por efectivos de la Policía de la Provincia, tras ser acusados de participar en un día después del brutal crimen, fue muy importante el registro fílmico de una cámara de seguridad de uno de los vecinos de Espósito, ya que así pudieron identificar a los sospechosos.

Las huellas de una de las zapatillas
Las huellas de una de las zapatillas

Pero hubo otro elemento que fue vital para las detenciones: las huellas de las zapatillas. De acuerdo con lo que pudo saber este medio, después de los peritajes en el lugar, los investigadores obtuvieron huellas del calzado usado por los asesinos que después fueron cotejados con un registro oficial que alberga un sinfín de marcas y modelos de zapatos. Tras el secuestro de los zapatos en los operativos de hoy, vieron que coincidían con el rastro obtenido el lunes en la casa de Espósito y así cayeron.

La investigación avanza y, según adelantaron, en las próximas horas puede haber nuevos detenidos. Por lo menos dos más. La causa está a cargo del fiscal Leonardo Sarra, de la Unidad Funcional de Instrucción (UFI) 2 del Departamento Judicial Quilmes.

Dos de los detenidos
Dos de los detenidos

La tortura y el crimen

El empresario, dueño de una importante curtiembre del Parque Industrial de Avellaneda, de una familia muy conocida de la zona, murió tras ser torturado por al menos cinco delincuentes que lo estaban esperando la madrugada del lunes en su casa de la calle Avellaneda al 100, a sólo dos cuadras de la comisaría 2da. de Quilmes.

Según la investigación, la víctima fue sorprendida cuando entró por el garaje de su chalet tras regresar de sus vacaciones en la ciudad uruguaya de Punta del Este, donde estaba con su esposa y su hija. De acuerdo con una fuente vinculada a la investigación, los delincuentes estuvieron varias horas esperándolo porque el vuelo se retrasó.

Los peritajes en la casa del empresario
Los peritajes en la casa del empresario

Tras ser abordado, primero lo encerraron en un cuarto junto a la empleada doméstica y después de un rato, se lo llevaron hasta un baño, donde lo torturaron por más de una hora para exigirle que les entregara “un maletín gris”. Como Espósito les dijo en todo momento que no lo tenía, la banda se ensañó y finalmente murió ahogado.

Un dato que llamó la atención y que hace suponer que no fue un simple hecho de inseguridad es que sobre una de las camas de la casa fue hallada una buena suma de dinero, joyas y objetos de valor, un botín deseado para cualquier ladrón. Sin embargo, en este caso, la banda escapó sin llevarse un solo peso. “Estamos certificando el móvil del crimen”, dijo uno de los investigadores.

Continue Reading
Advertisement
Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

⚐ Idioma »
A %d blogueros les gusta esto:
Enable Notifications    OK No thanks