Apple es, ahora sí, mucho más que la compañía del iPhone

Apple enfrenta el evento de presentación del producto más importante de su calendario anual en un momento clave en su historia. En algunas horas, su consejero delegado, Tim Cook, desvelará la nueva familia de teléfonos iPhone con la presión de intentar revertir la caída de las ventas de sus icónicos terminales pero con el relativo alivio que suponen la vez menor dependencia de la compañía de su producto estrella.

Por primera vez en siete años, el iPhone representa menos de la mitad del negocio de Apple. En el último trimestre fiscal de la compañía, cerrado en junio, los ingresos por venta de móviles supusieron un 48,3% del total. Un alto porcentaje aún, pero lejos de la tasa cercana al 70% que llegó a alcanzar este negocio en el pasado, lo que abre la puerta a una nueva Apple que, ahora sí, es mucho más que la "compañía iPhone". Hace tan solo dos años, coincidiendo con el décimo aniversario del teléfono, el iPhone suponía todavía más del 60% de sus ingresos.

Apple busca compensar la caída de las ventas de sus móviles impulsando los ingresos derivados de otras líneas de producto y, sobre todo, las oportunidades que abre la venta de servicios a su extenso ecosistema de usuarios. La suma de los ingresos de la categoría de wearables y accesorios más los que generan los servicios -líneas irrelevantes hace no tantos años- roza los 17,000 millones de dólares. En el último trimestre, la venta de dispositivos portátiles , dispositivos para el hogar y accesorios -aquí se incluyen productos como el reloj Apple Watch, los auriculares AirPods y el altavoz HomePod- se disparó un 48% hasta 5.525 millones de dólares. Por su parte, los ingresos por servicios aumentaron un 13% hasta los 10.170 millones de dólares, un 21% del total.

Sin embargo, el iPhone se mantiene como el único negocio en negativo de Apple. En el trimestre cerrado en junio, los ingresos cayeron un 12% hasta 25.986 millones de dólares. La tecnología estadounidense sufre no solo los efectos de una mayor competencia, sobre todo de los fabricantes chinos, sino también un cambio en el ciclo de compra de los consumidores, cada vez que alargan más la vida útil de sus móviles.

Un hecho especialmente relevante en la gama alta debido al alto precio de estos dispositivos. Un precio que ha escalado, sobre todo, en los dos últimos años, en un intento de fabricantes de compensar el frenazo que sufre industria. Así, el precio medio de venta del actual catálogo iPhone de Apple en España supera en estos momentos los 1.000 euros.

Según Gartner, las ventas mundiales de móviles inteligentes cayeron un 1,7% en el último trimestre. Apple ya no desvela las unidades vendidas pero, según esta firma de análisis de mercado, comercializó el orden de 38 millones de móviles entre abril y junio, un 13,8% menos. En opinión de Anshul Gupta, director de Investigación de Gartner, los "beneficios incrementales" de sus terminales no son necesarios para el coordinador de los propietarios de un iPhone para que reemplacen sus teléfonos.

Tampoco parece que Apple vaya a dar un salto notable con la nueva generación del iPhone 11. De hecho, los analistas creerán que no habrá una mejora considerable hasta el próximo año, cuando se espere que Apple anuncie los primeros iPhone con 5G, que podría ser la tecnología clave para convencer a los usuarios de cambiar de móvil.

Mientras, Apple confía en el negocio derivado de la enorme base instalada de sus dispositivos -más de 1.400 millones-, que sigue creciendo incluso en medio de la caída del iPhone. No solo por la contribución de otras líneas de hardware como Mac y los iPad, sino por el vigoroso mercado de segunda mano de teléfonos iPhone, que es una vía de entrada al universo Apple para muchos consumidores.

La compañía espera monetizar esta inmensa y creciente base instalada mediante la venta de servicios de cada vez más servicios. Tim Cook confía en que este negocio genera 50.000 millones de dólares en 2020, frente a los 39.748 millones de dólares del último ejercicio fiscal.

Fuente: Expansión

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.




Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.