Indecisos, panquequismo y cambios de último momento: la ajustada definición por el aborto

A horas de la definición, el proyecto por la despenalización del aborto divide aguas en la Cámara de diputados. Ayer fue un día clave, donde varios legisladores que estaban en el grupo de los indecisos blanquearon su postura, otros que estaban en contra dijeron que analizaban un cambio de postura y otro que se encontraba a favor anunció que votará contra la iniciativa.

Hoy a las 15 el plenario de las comisiones de Legislación General, Legislación Penal, Familia y Mujer y Salud se reunirá por última vez para emitir un dictamen de consenso y enviar el proyecto al recinto, donde será debatido mañana mismo en una sesión que se pronostica que será maratónica: comenzará a las 11 y se espera que la votación se produzca recién entre las 7 y las 10 de la mañana del jueves.

FINAL ABIERTO Y AJUSTADO

Las estimaciones marcan que el resultado de la sesión es aún incierto, y hasta esta mañana, según Economía Feminista, había 119 legisladores en contra del proyecto de Interrupción Voluntaria del Embarazo, 115 a favor, dos que se abstendrán y 21 en el grupo de los indecisos, que sin lugar a duda son los que definirán si la iniciativa obtiene media sanción y avanza hacia el Senado. Otra versión apuntaba que había 126 en contra, 117 a favor y 12 entre quienes se encuentran indecisos o que no votarán.

Infogram

En este contexto, ayer fue un día clave en materia de definiciones. En primer lugar, porque varios legisladores que se inclinaban en contra de la despenalización anunciaron que votarán a favor, como la diputada María Isabel Guerín, del Frente para la Victoria – PJ por la provincia de Buenos Aires, que en un comunicado expresó: “Soy católica pero mi conciencia me dice que debo votar a favor de la despenalización del aborto”.

Pero sin lugar a dudas lo más llamativo ocurrió con el mendocino José Luis Ramón, del Partido Intransigente, aliado al bloque Evolución que comanda Martín Lousteau. Ramón expresó el viernes en un comunicado que a pesar de sus convicciones concluía en la “necesidad de afrontar la cuestión y legalizar definitivamente el aborto”. Sin embargo, y para sorpresa de todos, ayer por la tarde difundió un video en el que expresó una postura totalmente opuesta.

“Ahora sí la decisión está tomada: voto en contra. Quiero comunicar que he tomado la decisión de votar en contra de la ley que despenaliza el aborto, desprendido de cualquier presión”, lanzó el legislador. Sus dichos no pasaron inadvertidos: en las redes sociales lo condenaron duramente y lo trataron de “panqueque”. Lousteau lo echó del bloque y lo acusó de no estar a la altura del debate.

El diputado por el Frente Renovador, José Ignacio De Mendiguren, también cambió su postura en las últimas horas y se sumó al grupo de los indecisos. En declaraciones a radio Cooperativa sostuvo que está repensando su voto: “Tenía una posición muy firme cuando arrancó el debate y escuchando argumentos estoy en duda, hay fundamentos importantes”.

Abel Furlán, del Frente para la Victoria – PJ, estaba entre los indecisos y confirmó ayer que votará a favor de la despenalización. En la misma posición se encontraban Sofía Brambilla (PRO, por Corrientes), Sergio Ziliotto (Justicialista, por La Pampa) y Jorge Lacoste (UCR, por Entre Ríos). Los tres confirmaron que respaldarán el proyecto que hoy obtendrá dictamen de consenso.

Días atrás había trascendido que el diputado Julio Solanas se encontraba entre los “indecisos”, aunque ayer el legislador del Frente para la Victoria – PJ por Entre Ríos confirmó que votará en contra. Del mismo modo se expresó el diputado por el Frente Renovador por Santa Fe, Alejandro Grandinetti, quien esta mañana en declaraciones a Telefé aseguró: “Mi sentimiento es el de proteger las dos vidas, voy a votar en contra del proyecto”.

Toda mi vida pública, como periodista y desde la política después, defendí a los más débiles de la teoría del descarte…laboral, existencial o simplemente de vida. La armonía viene con la #Vida y la #Solidaridad. No vamos a votar esta ley.

— Ale Grandinetti (@GrandinettiOK)
12 de junio de 2018

Otro episodio curioso tiene como protagonista al socialista Luis Contigiani, de Santa Fe. Era el único diputado socialista en la Cámara, y había sido instado por las autoridades partidarias a modificar su voto en contra, ya que la plataforma electoral del socialismo respalda la despenalización del aborto. Ayer por la noche anunció que renunciaba al monobloque del PS y que ahora su monobloque se llamaba “Frente Progresista Cívico y Social”.

Luis Contigiani, el diputado socialista que votará en contra de la despenalización.

Otra que iba a votar en contra y ahora votará a favor de la despenalización es Aída Ayala (Cambiemos, por Chaco). Por eso, la definición de los indecisos será fundamental. De acuerdo al relevamiento de Economía Feminista, a las 9 de la mañana de este martes había 114 votos a favor, 118 en contra, dos abstenciones (una de ellas la del desaforado y detenido Julio De Vido, y la otra la del presidente de la Cámara, Emilio Monzó, quien solo votará en caso de desempate). Otros 22 aún no confirmaron cuál será su voto.

Yo no estoy a favor del aborto, estoy en contra del aborto, yo estoy a favor de la despenalización del aborto. @LaRadio_1047 @juliowajcman

— Aída Ayala (@AidaAyala)
12 de junio de 2018

ASÍ PIENSAN EN EL GABINETE

Así piensan en el gabinete de Mauricio Macri.

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.