Un día aquí, otro allá…

Menú de tres pasos, buen vino y un lugar por definir. No a todo el mundo le gustan las sorpresas pero este es un buen motivo. Los restó itinerantes son una muy buena opción para aquel que quiera salir de lo común, sorprenderse de cenar en un lugar, que hasta unas horas antes, no tiene idea donde queda ni cómo es.

Te unís a las fan pages de cada restó, seleccionas tu zona, reservas y el mismo sábado te llega por mensaje privado la dirección del lugar elegido. Mas que nada está pensado para parejas que buscan un lugar tranquilo e íntimo para pasar el rato. Generalmente la cena está amenizada con la música de alguna banda copada que termina de darle el toque trendy a esta iniciativa. La capacidad es limitada y la experiencia es bastante exclusiva.

Los precios son los de cualquier bar-restó a la carta de la noche rosarina y es una muy buena opción para probar y salir de la rutina!

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.




Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.